Chichen-Itza: en la orilla del pozo

chichen

Por Lorena Guzmán

Declarada por la UNESCO desde 1988 Patrimonio de la Humanidad y desde el 2007 Maravilla del Mundo.

Chichén Itzá de raíz maya, significa “en la orilla del pozo de los itzáes”.

Se estima se construyó alrededor de los años 435 y 455.

Está localizada al oriente de Yucatán, a 200 kilómetros por la carretera a Cancún-Mérida.

Zona arqueológica poseedora de la obra más imponente de todas: la Pirámide de Kukulkán, con un mágico juego de luces y sombras crea la apariencia de una serpiente que gradualmente baja por una de las escaleras de la pirámide hasta completar la emblemática serpiente emplumada.

Esto ocurre dos veces al año: durante los equinoccios de primavera el 21 de marzo y en el de otoño, el 22 de septiembre. Ocurre lo inverso al atardecer los días del 20 al 22 de diciembre.

En el parque podremos encontrar un parador turístico con servicios como cafeterías, enfermería, librería y un auditorio donde se exhibe material audiovisual sobre diferentes temas culturales de la zona maya. También podremos encontrar artesanías hechas a mano por nativos del lugar.

Horarios y precios

Días: Lunes a Domingo Horario: 8:00am – 5:00pm
Admisión general: $177.00 pesos (incluye Espectáculo de Luz y Sonido).
Admisión nacionales: $125.00 pesos (incluye Espectáculo de Luz y Sonido).
Admisión Tercera Edad: $34.00 pesos
Menores de 13 años: $5.00 pesos (igual en Espectáculo de Luz y Sonido)

Luz y Sonido

Verano y Otoño: 8:00pm
Invierno y Primavera: 7:00pm
Admisión general: $72.00 pesos
Admisión nacionales: $46.00 pesos
Tercera Edad: $23.00 pesos
Los domingos el acceso es gratuito para visitantes nacionales, previa identificación excepto luz y sonido.

Espectáculos

Existen diversos espectáculos durante el año.

Equinoccio Solar: 21 de marzo (primavera) y 22 de septiembre (otoño), se observa en la escalera norte del Castillo de Chichén Itzá, una proyección solar serpentina, consistente en siete triángulos de luz, invertidos, como resultado de la sombra que proyectan las nueve plataformas de ese edificio, al ponerse el sol.

Equinoccio Lunar: Otro de los fenómenos que se observa en la pirámide maya es el equinoccio lunar que sucede durante la madrugada de luna llena, en el que se repite el juego visual de los triángulos de sombra en la alfarda de la pirámide El Castillo, que simulan el descenso de la serpiente emplumada.

Solsticio: Amanecer de 20, 21 y 22 de junio, tiene lugar el solsticio de verano. Espectacular fenómeno provoca que la luz ilumine sólo las caras norte y este de la pirámide, mientras que las caras sur y oeste permanecen en la sombra. En invierno ocurre lo inverso y al atardecer de los días del 20 al 22 de diciembre.

Luz y Sonido: “La noche de los mayas” es una narración de una parte de la historia de los mayas. Se ofrece diariamente a las 20:00 hrs en verano y a las 19:00 hrs en invierno.

Secciones

El Juego de Pelota

Los mayas registraron en sus libros sagrados el mítico enfrentamiento de dos hermanos en contra de seres del inframundo que buscaban evitar “la luz universal”.

Ese hecho era recreado practicando el “deporte sagrado”, el juego de pelota.

El Templo de los Guerreros

En el lado oriental de la gran plaza se encuentra el Templo de los Guerreros, rodeado de “Las mil columnas”.

Mide 40 metros de lado y tiene forma piramidal escalonada con 4 cuerpos. El templo superior está dividido en dos salas, pero no se puede tener acceso.

El interior alberga muchas salas abovedadas y en la entrada del templo hay una escultura de Chac Mool.

El término Chac Mool (gran jaguar rojo) designa un tipo de escultura que representa a un hombre acostado sosteniendo un plato sobre el vientre. El hombre se apoya sobre sus codos, con las rodillas dobladas y la cabeza girada 90 grados hacia un lado.

Las Mil Columnas

“Las mil columnas” son otro templo, el Templo de las Mil Columnas, una estructura conectada con el Templo de los Guerreros, con 200 columnas y pilares.

Se trata de una vasta plaza que tiene forma de un cuadrilátero irregular, de unos 150 metros de lado, con algunas estructuras en el lado oriente y en el sur, entre ellas el llamado Mercado, que cierra la plaza por esos lados.

Observatorio

El observatorio o El Caracol, es una de las pirámides Mayas más importantes de la civilización Maya.

De aquí los Mayas observaban las estrellas. Se encuentra al sur del complejo. En los muros de la cámara de observación hay pequeñas aspilleras visuales, orientadas hacia los cuatro puntos cardinales.

Cenote Sagrado

El Cenote Sagrado, también conocido como Cenote de los Sacrificios o cenote Chenkú, se encuentra al final de la Calzada 1, aproximadamente 300 m al norte del Castillo.

Tiene 60 metros de diámetro y el espejo de agua se encuentra a 22 m; la máxima profundidad del cenote es de 13.50 metros.

En estudios realizados, se consignó saber que en el cenote se arrojaban personas vivas y diversos objetos, prácticas que los mayas continuaron realizando hasta el momento del contacto con los españoles, quienes impusieron un nuevo orden social, político, económico e ideológico.